miércoles, octubre 19

Me da vértigo mi vida cuando tú no estás.

Quizás siga igual de rara que ayer, antes de ayer o que la semana pasada, que se me quiten las ganas de pasarme las horas muertas estudiando, de salir los sábados a comerme la noche o, incluso, de levantarme para saber que el día de ayer fue el mismo que va a ser el de hoy, pero quiero que quede algo claro, ¡muy claro!, nunca se me irán las ganas de quererte, mis ganas de mandar todo a la mierda y quedarme contigo, solo contigo.
Nadie sabe lo que llegas a ser cuando me agarras de la mano, me empujas contra tu cuerpo y me dices que me amas en mis labios, en ese momento eres el universo, mi universo. Un día, no hace mucho, llegastes a ser el mundo para mi, pero eso ya se te queda pequeño, de hecho el mundo es demasiado enano para lo grande que tú eres. Grande cuando besas, cuando susurras, cuando acaricias o abrazas, cuando me miras, me sonríes y haces que me quede totalmente paralizada, olvidando todo lo que hay a nuestro alrededor, imaginando como sería una vida contigo, mi vida contigo, tu vida conmigo.


Puede que nadie lo entienda, que nos miren con caras de locos, pensando que no estamos cuerdos por querernos así, pero tampoco quiero que nadie nos entienda, no me hace falta que lo hagan, cada uno debería de entender su propia historia, tu y yo entendemos la nuestra y no nos hace falta comprender la de nadie más.
Yo comprendo lo mio, comprendo que mi sitio está ahí contigo, con tus manos en mi espalda, con mis manos en la tuya, con tu boca en mi boca, y mi boca en la tuya, con mis ojos en tu mirada y tu mirada en mis ojos, con mi cabeza en tu pecho y que el único sonido que escuche sea el de tu corazón. Comprendo que ese alguien que te llega a querer de verdad, que sientes que quizás no sea el que te llene las horas del día de detalles, pero que es la persona por la que pondrías la mano en el fuego y nunca te quemarías al decir que en los momentos más duros de tu vida va a estar ahí, no dejándote caer ni un segundo, ese "alguien" será quien te haga ver que quieres ser en la vida, y los días a su lado te dicen que lo que realmente quieres es ser una parte de su vida. Y tal vez ni lo sepas, ni te hayas dado cuenta en todos estos meses, pero tú me has ayudado a comprender todo eso y más, me has enseñado que por mucho que el termómetro quisiese estar a 100º y estallar de calor, yo tendría frío si no estuvieses a mi lado.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Ojala mi novia me diga algun dia algo parecido. Que bonito...
Me has dejado completamente sin palabras.

Blair Strasser dijo...

Me encantan las frases que pones siempre, y las fotos aun mas! xx

#Juustlikeafeeling.♥ dijo...

Te sigo :)